La crisis actual que enfrenta el matrimonio y la familia

La crisis actual que enfrenta el matrimonio y la familia

2

Estudio 1

Discipulado familiar

Texto base: Efesios 6:10-13 y Salmos 68:4-6


Un Acercamiento Al Tema:

¿Por qué será tan difícil formar matrimonios sanos que en forma espontánea se sometan a los principios de vida establecidos por Dios en su palabra? ¿Por qué son escasas las familias que honran y glorifican Dios a través de su unidad, armonía y estilo de vida en general? La respuesta reside en la naturaleza del matrimonio  y de la familia. En el momento que Dios diseñó esta institución para ser la piedra angular de la sociedad humana, el diablo se fijó como objetivo principal destruirla. Desde entonces el matrimonio y la familia han estado bajo el ataque permanente del enemigo. Pero aunque el ataque ha sido constante a través de los siglos, jamás en la historia de esta institución el enemigo había usado estrategias y armas tan sofisticadas, tan poderosamente destructivas y devastadoras. Todas las instituciones y los científicos sociales relacionados con el estudio del matrimonio y la familia nos están diciendo que jamás esta institución había atravesado por una crisis tan severa como la que enfrenta hoy. Pero no sólo ellos, nosotros como la iglesia de Cristo lo vemos, lo sentimos y lo vivimos en la medida en la que cumplimos la gran comisión. El diablo sabe que tiene poco tiempo y esto lo ha llevado a desplegar sus mejores armas y estrategias para destruir aquello que es la clave de la preservación o destrucción de la raza humana. Sometámonos como familia a Dios, alcancemos con el evangelio de Cristo a las familias y estaremos salvando la sociedad y la raza humana.

Todo buen avance empieza por un reconocimiento y análisis de las estrategias del enemigo. Nosotros queremos empezar esta serie de estudios familiarizándonos con las estrategias que el enemigo está desplegando a fin de poderlo neutralizar y derrotar con efectividad.

 

Las Estrategias Del Enemigo

1. Uno de los mensajes más poderosos, implícita y explícitamente que el diablo está proclamando por el mundo es que el matrimonio y la familia, como les hemos conocido tradicionalmente, han pasado de moda.

o   El humanismo secular (instrumento favorito del diablo) entiende el matrimonio y la familia como algo de origen humano, como una idea humana de asociación que tuvo su utilidad y fue efectiva en el pasado, pero ahora que el ser humano ha  alcanzado la mayoría de edad, ya no tiene necesidad de esa muletilla o rudimento. Ahora sus necesidades son otras. Necesita más libertad y flexibilidad  para cambiar de pareja de acuerdo a las nuevas circunstancias.

o   Para esto se están sugiriendo y aplicando otras alternativas, tales como:

a.       La unión libre temporal.

b.       Los encuentros sexuales de una sola ocasión.

c.       La crianza de los hijos por madres o padres solteros.

d.       La concepción de los hijos por medio de la inseminación artificial.

e.       El matrimonio entre parejas homosexuales 

f.        La adopción de bebés por parejas homosexuales (del mismo sexo). Y muchas otras propuestas.

o   Los resultados o consecuencias son incalculables.

a.       Entre ellos tenemos millones y millones de niños abandonados y tirados a la calle que se convierten en delincuentes y que a su vez se van a dedicar a engendrar niños abandonados.

b.       Confusión de identidad sexual

c.       Hijos solteros viviendo fuera del hogar paterno para tener mayor libertad

 

El Divorcio Se Ha Popularizado Como La Solución Fácil Y Rápida A Los Problemas Del Matrimonio Y Del Hogar.

Hasta hace algunos años el divorcio en nuestra sociedad era considerado como una tragedia y por lo tanto era algo escandaloso.

En nuestros días el divorcio es la solución popular. Un altísimo número de jóvenes llegan al matrimonio pensando que si el matrimonio no les funciona y no es lo que esperaban, siempre habrá una salida rápida: el divorcio.

 

La Misma Iglesia Cristiana En General Está Suavizando Su Postura Ante La Solución De Los Problemas Matrimoniales Y Familiares.

Tradicionalmente la iglesia cristiana había sostenido con firmeza que la única solución a los problemas del matrimonio y la familia eran los principios bíblicos. Por tanto, el divorcio jamás fue considerado como una solución, ni como la primera opción.

En nuestros días encontramos que la iglesia cristiana, en algunas de sus expresiones denominacionales, ha comenzado a proponer el divorcio como solución y como primera opción a los problemas del matrimonio y la familia.

 

El Movimiento De Liberación Feminista.

A través de la historia, la mujer siempre se ha distinguido por ser una luchadora incansable de la preservación del matrimonio y de la unidad familiar. Si el esposo fallaba, la esposa permanecía comprometida, unificando y aun tratando de sacar adelante la familia. Ella siempre una firme creyente en esta gloriosa institución.

Sin embargo, el movimiento feminista, como estrategia del enemigo, ha venido ha desubicar a la mujer y a confundir su identidad y función en el engranaje del matrimonio y la familia. Su inserción violenta en el humanismo exacerbado del mercado del empleo ha ejercido un enorme efecto en el alma femenina, como resultado tenemos ahora un alto y creciente porcentaje de mujeres en las que ya no encontramos esa consagración y dedicación a la preservación del matrimonio y la familia. Con mucha frecuencia es ahora la mujer la que abandona el hogar o toma la iniciativa para desintegrarlo. No estamos implicando que sea sólo responsabilidad de la mujer luchar por el matrimonio y la familia, y ni siquiera  queremos decir que ella deba encabezar la lucha. Todo lo que queremos apuntar aquí  es el impacto del cambio de actitud de la mujer que ha sido para mal y no para bien.

 

 

La Aceptación Generalizada De Las Relaciones Sexuales Fuera Del Marco Matrimonial Como Algo Normal, Saludable, Recomendable E Inevitable.

Vemos con tristeza y angustia cómo cada día más el adulterio, las relaciones sexuales premaritales son vistas y aceptadas por la sociedad como algo normal y parte de la vida diaria que vivimos. A nadie avergüenzan, a nadie preocupan, a nadie indignan ya estas cosas, toda vez que es algo que se espera que ocurra pues es normal. Vemos que aun la  iglesia cristiana va suavizando aquella postura radical en contra de esta conducta que mantenía antes, y la tolerancia, la aceptación y la promoción de esta actitud y práctica debilita y destruye el matrimonio y la familia.

 

Nuestra Esperanza Y Responsabilidad

o   El matrimonio y la familia no es un idea humana, sino de Dios. Esto significa que la voluntad de Dios es que permanezca mientras la raza humana dure sobre la tierra (Gn.1-2)

o   Dios está comprometido con la preservación, salvación y restauración del matrimonio y la familia, pero es su voluntad que nosotros como su pueblo nos integremos a esta lucha sin cuartel (Sal. 68; Dt.6; Ef. 5 y 6; 1ª. Cor. 7).

o   Por tanto, es nuestra responsabilidad edificar, fortalecer, defender y restaurar el matrimonio y la familia para la gloria de Dios.

 

Conclusión. Ante la edificación y restauración del matrimonio y la familia, las puertas del infierno no prevalecerán contra tal empresa de Dios, y nos mantendremos obteniendo la victoria hasta el Día de Jesucristo.